miércoles, 27 de febrero de 2019

Sistemas energéticos y cómo funcionan


El cuerpo humano posee un sistema energético, al igual que una maquina industrializada por hacer una comparación, se necesita de una fuente de algún tipo de energía para cumplir su trabajo.

El organismo humano es una perfecta máquina, ya que posee la capacidad de adaptarse a situaciones extremas, esto gracias a los sistemas energéticos, es capaz de usar la energía de acuerdo a las necesidades del momento ya sea en la realización de una actividad o de una situación imprevista.

Ya sea para caminar, sentarse, realizar trabajos intensos como ejercicios o cualquier actividad motora que se necesite realizar, se usa el sistema energético que funciona a través del (ATP).

Que es la abreviatura de sus siglas en inglés Adenosin Trifosfato o Trifosfato de Adenosina, que es una molécula compuesta por un núcleo y tres fosfatos esto a nivel celular, todos los organismos vivos hacen uso de este sustrato como fuente de energía primaria.

Tipos de energía

Existen varios tipos de energía, para poder saber cómo funcionan los sistemas energéticos es importante saber cuáles son los tipos:

  1. Energía potencial: este tipo de energía se encuentra como en reserva, pero disponible para ser utilizada en el momento determinado que se requiera, todo esto ocurre mediante reacciones químicas, a nivel celular.
  2. Energía cinética: este tipo de energía es conocida como energía libre, es la que se encuentra en uso todo el tiempo, para realizar cualquier actividad, cualquier movimiento por muy simple que parezca.

Sistemas energéticos y cómo funcionan

Los sistemas energéticos funcionan a nivel celular a través del ATP, este se encuentra en constante reciclaje por el mismo cuerpo, es por ello que se necesita un soporte energético para que ese proceso ocurra de forma óptima en el organismo.

El proceso mediante el cual el ATP se descompone se llama hidrolisis, ya que la principal característica es que necesita agua, produciendo una nueva molécula, llamada ADP (Difosfato de Adenosina).

El mayor gasto de energía se produce cuando realizamos alguna actividad física de fuerte impacto, a mayor intensidad de la actividad, mayor será el suministro de energía.